< Regresar

Antigua Sede del Senado de la República

Abierto - Servicios limitados / Capacidad

Casona de Xicoténcatl

 

La actual Casona de Xicoténcatl es famosa, ante todo, por haber servido como sede del Senado mexicano durante unos 80 años; su historia, sin embargo, es bastante más larga. Una buena parte es hoy un centro cultural. Está repleta de murales, esculturas y pinturas históricas que, en su mayoría, representan momentos trascendentales de la vida política y social del país.

El edificio fue una institución educativa del siglo XVII, el Colegio Seminario de Nuestra Señora Santa Ana. El nombre se cambió cuando los jesuitas se hicieron cargo del lugar. Los novicios que asistían entonces fueron enviados al Colegio de San Francisco Xavier, en Tepotzotlán.

Como los gastos de construcción fueron cubiertos por un tal Andrés de Carvajal y Tapia, el nombre se cambió a San Andrés.

Un vistazo a la historia del edificio

  • El edificio fue, durante un breve período, una institución jesuita llamada Casa de Probación y Ejercicios, una especie de gimnasio para el ejercicio de la espiritualidad.
  • En 1767 se convirtió en el Colegio San Juan de Letrán.
  • En 1770, los jesuitas fueron expulsados de Nueva España y se convirtió en un Hospital, de nuevo con el nombre de San Andrés.
  • En 1779, el Hospital de San Andrés fue esencial para hacer frente a una plaga que asolaba la ciudad.
  • En 1783, el hospital se fusionó con el Hospital del Amor de Dios y pasó a llamarse Hospital General de San Andrés.
  • Este hospital siguió formando parte de la iglesia hasta 1861, cuando el Gobierno Federal se hizo cargo de él.
  • Se dice que un sacerdote jesuita llamado Padre Mario Cavalieri pronunció un sermón criticando ferozmente al gobierno de Benito Juárez (a los jesuitas se les había permitido regresar después de 1816). Algunos historiadores cuentan que el presidente Juárez, furioso, ordenó la demolición de la iglesia y parte del hospital para abrir la calle Xicoténcatl.
  • En el hospital se embalsamó al emperador Maximiliano tras su ejecución en 1867.
  • La mayor parte del hospital siguió funcionando hasta 1904, cuando fue demolido para construir el Palacio de Comunicaciones, hoy Museo Nacional de Arte. Ese edificio vecino se terminó de construir en 1911.
  • El edificio restante, la Casona, fue cedido al Senado en 1931. El Senado lo utilizó como sala de reuniones alternativa durante más de 80 años.
  • En 2014, el Senado destinó fondos para la rehabilitación del edificio.
  • Al mismo tiempo, se inició la construcción de la nueva biblioteca del Senado dentro del edificio.
  • La casa sirve hoy de museo para las pinturas de Silvia Pardo y Jorge González. También pueden admirarse varias esculturas de Miguel Miramontes.

La Casona de Xicoténcatl ofrece también un programa regular de eventos artísticos, culturales e históricos. A menudo se organizan en colaboración con otras instituciones.

Como llegar aquí

Sitios cercanos

Teatro Fru Fru

Cercano a 0.04 kms.

Museo del Telégrafo

Cercano a 0.05 kms.

El Caballito de Tolsá

Cercano a 0.06 kms.

Plaza Manuel Tolsá

Cercano a 0.08 kms.

El Jardín de la Triple Alianza

Cercano a 0.09 kms.

Más lugares como este

Museo de la Tortura

Un museo dedicado a los instrumentos de tortura y subyugación humana.

La Casa de Hernán Cortés

Un vistazo a la historia colonial más antigua de la Ciudad de México...

Café de Tacuba

Fácilmente uno de los restaurantes históricos más famosos de la Ciudad de México...

Plaza Manuel Tolsá

Hogar de dos de las obras maestras de Tolsá, es lógico que la plaza lleve su nombre.

El Jardín de la Triple Alianza

Uno de los rincones más históricos del centro de la ciudad, es un monumento, un jardín y mucho más.

Mexico City

Cultural Capital of the Americas