< Regresar

Los Pinos Cultural Complex

Los Pinos fue, hasta 2018, la oficina y residencia oficial del presidente de México. Había cumplido con esta función desde 1934, cuando se mudó el entonces mandatario Lázaro Cárdenas, pero a partir de 2018 se convirtió en un centro cultural. Está abierto al público y la entrada es gratuita.

Historia del lugar

Alrededor de 1550, en este sitio se construyó un molino para procesar trigo y maíz. La instalación tuvo cada vez más relevancia hasta que fue ampliamente conocida como el Molino del Rey. Unos 300 años después, el molino se vendió al médico José Pablo Martínez del Río, quien construyó la Casa Grande en la misma propiedad. Fueron varias batallas las que acontecieron en la llamada "Batalla de Chapultepec" y el Molino del Rey fue la sede de uno de los primeros y más sangrientos enfrentamientos durante la invasión de los Estados Unidos de América en 1847 que terminó con la ocupación estadounidense de la ciudad.

A la Casa Grande eventualmente se le denominó rancho "la Hormiga". En 1865 se vendió al emperador Maximiliano, pero con su caída regresó al propietario inicial, el doctor Martínez del Río.

Con el fin de las hostilidades de la Revolución en 1917, el presidente Venustiano Carranza expropió, en parte por su cercanía al Castillo de Chapultepec, los terrenos y las construcciones. Carranza pretendía instalar a miembros del gabinete en el sitio, pero allí solo vivió Álvaro Obregón. El lugar quedó entonces sin uso hasta 1934 cuando el presidente Lázaro Cárdenas se negó a habitar el castillo; le ofrecieron el rancho la Hormiga, aceptó, pero cambió el nombre a Los Pinos y ha permanecido con ese nombre desde ese momento.

Catorce presidentes vivieron dentro del recinto. Los Pinos, con todas sus modificaciones y cambios, terminó siendo una instalación de aproximadamente 56.000 metros cuadrados, unas catorce veces más grande que la Casa Blanca en Washington D. C. Así, la visión de Lázaro Cárdenas de una residencia menos ostentosa que el Castillo de Chapultepec se había vuelto igual y quizás aún más. La decisión del nuevo presidente de devolverlo al pueblo mexicano se cumplió al día siguiente de asumir el cargo en diciembre de 2018.

Hoy en día es tan popular como cualquier otro lugar en el Parque de Chapultepec y, sin duda, un buen complemento para tu próxima visita.

7 resultados